SUN KIL MOON, JONATHAN AMES Y SANTIAGO LORENZO: “ UNA MARIPOSA Y UN POSTE DE TELÉFONOS”

20 junio, 2012 § Deja un comentario

ImageIntento definir la palabra humor. ¿Qué significa el humor? ¿Existen artistas serios que empleen el humor en literatura o música? ¿Es algo posible? ¿Reírse frente a una obra de arte es vulgar? Enrique Jardiel Poncela decía: “definir el humor es cómo intentar cazar una mariposa con un poste de teléfonos”. No es fácil acotar una respuesta clara. Pero va por ahí.

Respondiendo a mi última pregunta retórica (lo de si lo de reírse está bien o no):  ¡no, no lo es! Y quién diga lo contrario es un necio. El humor es una manera de ver la vida, la tienes o no la tienes. El humor no es síntoma de baja cultura, sino de inteligencia. Y ejemplos hay para detener el descenso en formato riada de todos los ajados defensores de la cultura más seria, pedante y elitista.

Reírse es maravilloso, soltar una carcajada plena y lozana mientras lees un libro debería ser como mínimo de uso obligatorio en cualquier texto que pretenda responder a cualquier representación sólida de la vida. Sí lloramos, eso no cabe duda y vende, pero también reímos y si podemos hacerlo hasta la extenuación, hasta que se quiebre una costilla de tanto empuje pulmonar, hasta llorar (ojo lo cerca que está la pena del jolgorio) y caer de rodillas; que algo así te suceda es un momento de pureza vital al nivel de levantamiento de ánimo como el aviso de cobro bancario de una factura atrasada.

Sun Kil Moon es una cara más de Mark Kozelek, líder de Red House Painters, ya con un larga carrera en solitario. Y ImageMark Kozelek es el típico artista de bajona, el recurso fácil para definir la música triste y el referente básico de todos los singersongwriters con guitarra al ristre. Por supuesto es mucho más que todo esto y lo demuestra en el último disco de Sun Kil Moon, este fantástico “Among the leaves”. Mark Kozelek ha decido dar la vuelta a su propio discurso y lo ha hecho tirando de humorismo. El tipo mira hacia atrás y ve que los años no han pasado en Imagebalde, le duele la espalda y no duerme bien, las giras son largas y solitarias, su público ha cambiado: lo que antaño eran bonitas chicas indies ahora son treintañeros que calvean, ataviados con deportivas, que le exigen que firme posters de Red House Painters. Desde el punto de vista literario éste es el mejor disco que ha escrito nunca. Musicalmente también evoluciona, sobretodo en la primera parte del disco, manteniendo las complejas y largas estructuras de guitarra, marca de la casa, a raya. El resultado son pequeñas piezas, a penas revestidas, de profundidad emocional y sonrisa despejada.

ImageJonathan Ames es el creador de Bored to Death, serie de la cadena de HBO que consiguió cierta fama internacional antes de ser cancelada el año pasado. Una serie sobre un escritor en paro que se mete a detective privado, una serie de diálogos perfectos y tramas delirantes, conducida por personajes nada habituales. Jonathan Ames Imagees principalmente un escritor, a la vieja usanza, amante de la palabra escrita y defensor del concepto: “hacer disfrutar al lector con cada frase”. Hace un par de meses (¡por fin!) se ha editado en castellano su desternillante novela: “Despierte, señor”. Una novela-homenaje a otro grande de la literatura de humor universal: el maestro inglés P.G. Wodehouse. En este caso el argumento se traduce en un viaje- aventura de un escritor (que se enfrenta a la terrorífica situación de escribir sus segunda novela) y su mayordomo. El resultado: variados estallidos de carcajadas, sonoras y plenas. Mi conclusión: una maravilla.

Santiago Lorenzo es vizcaíno y ha tocado casi todos los palos en el mundo del cine. Ha dirigido una película tan Imageextrañamente española como Mamá es boba y ha escrito un par de novelas. La última es muy grande, de nombre: “Los huerfanitos”. Una novela que narra las hazañas de tres hermanos ( a cada cuál más diferente del anterior) de padre recién fallecido (y a quién no aman en exceso) que deben enfrentarse a la creación teatral con el fin de salvar el único bien económico (por otro lado cargado de deudas) que su padre les ha dejado. De las muchísimas cosas que se pueden decir de la novela de Santiago Lorenzo, mi preferida es la sensación de tener (¡aleluya!) entre las manos una novela que entronca con nuestra tradición española de humorismo literario, es decir con escritores como Jardiel Poncela o Miguel Mihura. Resultado de su lectura: contínua sensación de estupefacción, alegría inmensa al leer palabras tan en desuso como “pergueñar”, “filfa” y “respingo” en una sola página (y tiene más de trescientas, calculen).

Para cerrar, una de Jardiel Poncela, perteneciente al prólogo que él mismo se escribió para presentar su novela “Amor se escribe sin hache”:

[Para ello he escrito AMOR SE ESCRIBE SIN HACHE, pues pienso que las novelas de amor en serio sólo pueden combatirse con novelas de amor en broma. Exactamente igual hizo Cervantes con los libros de caballerías, sin que esto sea osar compararme con Cervantes, pues entre él y yo existen notables diferencias; por ejemplo: yo no estuve en la batalla de Lepanto.

Hay que reírse de las novelas de amor al uso.

Riámonos.

Lancemos una carcajada de cuatrocientas cartillas ]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo SUN KIL MOON, JONATHAN AMES Y SANTIAGO LORENZO: “ UNA MARIPOSA Y UN POSTE DE TELÉFONOS” en El hombre sin cabeza.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: